Inicio - APM Inicio - APM

Conmoción en Reporteros Sin Fronteras ante la decapitación de Steven Sotloff por el Estado Islámico

"Se trata de un crimen de guerra atroz, repugnante y demente que debe ser condenado por la justicia internacional", afirma Christophe Deloire, secretario general de RSF.

En un comunicado, Reporteros Sin Fronteras (RSF) manifestó su horror por la decapitación del periodista estadounidense Steven Sotloff, que fue difundida el martes, 2 de septiembre, por el Estado Islámico, en Siria, con idéntico procedimiento al utilizado hace dos semanas en el asesinato del periodista James Foley. “El mismo procedimiento, la misma barbarie” en la ejecución de Sotloff, secuestrado en Siria desde el verano de 2013.

Como prosigue la nota, en un vídeo titulado “Un segundo mensaje a Obama” difundido en internet, un individuo enmascarado condena la intervención estadounidense en Siria e Iraq antes de decapitar al periodista, además de amenazar con ejecutar igualmente a David Haines, otro secuestrado británico. El verdugo advierte a todos los Estados contra la "alianza diabólica de Estados Unidos contra el Estado Islámico".

Imagen de Steven Sotloff, publicada en su perfil de Facebook Según RSF, por el momento, no ha sido posible confirmar si se trata del mismo verdugo que asesinó a James Foley, pero “tiene el mismo acento británico y cometió el asesinato con el mismo método, en pleno desierto, profiriendo idénticas amenazas contra la Administración Obama. ‘Me dirijo de nuevo a Obama a causa de su arrogante política exterior contra el Estado Islámico’, afirmaba el encapuchado”.

“Se trata de un crimen de guerra atroz, repugnante y demente que debe ser condenado por la justicia internacional”, afirmó Christophe Deloire, secretario general de Reporteros Sin Fronteras. "No satisfechos con haber desarrollado una industria de rehenes, el Estado Islámico practica el horror hasta llegar a la decapitación en serie de periodistas", añadió.

Como recuerda RSF, Steven Sotloff tenía 31 años, nació Miami, se licenció en Periodismo por la Universidad Central de Florida y era un reportero experimentado. Conocedor del mundo árabe, Sotloff colaboraba con “Time”, “Christian Science Monitor”, “Foreign Policy” y “World Affairs”.

“Su madre había pedido recientemente al jefe de los yihadistas, Abou Bakr al-Baghdadi, la puesta en libertad de su hijo. ‘Usted, el califa, puede acordar la amnistía’, le pedía”, concluyó el comunicado de RSF, en el que esta organización presentó sus condolencias a la familia de Sotloff.

 

(0) Comentarios

Deja una respuesta