Inicio - APM Inicio - APM

EMPRENDEDORES ‘Líbero’: “El objetivo es sobrevivir y que la revista sea viable”

Óscar Abou-Kassem, uno de los fundadores de Líbero. Foto: Elena Hidalgo / APM

Los periodistas Óscar Abou-Kassem y Diego Barcala son los padres de “Líbero”, una revista que mezcla el fútbol con otras temáticas como la moda, la literatura o la música. Apmadrid.es ha entrevistado a Abou-Kassem para conocer las dificultades y las satisfacciones que representa crear un medio propio. “Es una idea que surgió cuando aún éramos compañeros en ‘Público’. Queríamos hacer una publicación diferente sobre fútbol”, algo que no existiese en España. Abou-Kassem era jefe de Internacional y Barcala redactor de Sociedad, del extinto periódico.

Abou-Kassem reconoce que, gracias al bagaje profesional que acarreaban, la parte editorial la tenían clara, pero no tanto la parte administrativa. Esta área, agrega, ha sido la más dura, entre otras cosas, porque debía saberse “cómo va el tema de la imprenta, de la distribución o de los anunciantes”.

Otros aspectos que también les presentaron dificultades a estos jóvenes periodistas fueron los legales: “cómo montar una empresa, cuáles son las figuras legales que más nos interesaban, cómo hacer el reparto accionarial, la cotización para seguridad social o el IRPF”.

El periodista critica “las pocas ayudas que existen en España para emprendedores”. Según cuenta, “hay más problemas que soluciones”. Tanto Óscar Abou-Kassem como Diego Barcala estudiaron juntos la licenciatura de Periodismo en la Universidad San Pablo CEU, luego entraron a trabajar en prácticas para Uefa.com, coincidieron más tarde en el máster de ‘El País’ e hicieron prácticas en este diario, “y luego nos fuimos juntos a ‘Público’, perteneciendo al equipo fundador” en el 2007, cuenta Abou-Kassem.

Óscar Abou-Kassem. Fotos: Elena Hidalgo / APM.

Sobre su salida del periódico desaparecido, el ex jefe de Internacional cree que “es probable que si hubiésemos seguido trabajando en él, nunca lo hubiéramos podido sacar [la revista] porque el tiempo que te quita el proyecto te obliga a dedicarte casi en exclusiva”. El también procedente de «Público» o Artur Galocha es el director de arte, encargándose así del diseño tanto de la revista como de la web.

Forman parte del grupo promotor de «Líbero» Ignacio Barcala y Mikel Zamacona, que se ocupan de la parte empresarial.

Portada del primer número.

Por el momento, este grupo de profesionales no cuenta con una sede física ni con redacción, sino que tienen una red de colaboradores, algunos fijos y otros eventuales, dependiendo de los temas. En esta red, se encuentran varios periodistas procedentes también de “Público”, como Albert Martín Vidal, Thilo Schäfer, Ángel Luis Menéndez, Daniel Lozano y Javier Salas.

El lanzamiento a los quioscos de “Líbero” se produjo el pasado 11 de junio con una tirada inicial de 10.000 ejemplares. Su fundador reconoce que “puede ser una apuesta un poco arriesgada para empezar”, pero confiesa que se lo han tomado como una inversión para darse a conocer, puesto que “va a ser muy difícil que el primer número dé grandes beneficios”. “Más adelante, según responda el mercado, ajustaremos la tirada”, añade. La revista tiene un precio de cubierta 5 euros y periodicidad trimestral, “un número por cada estación del año”, explica su fundador.

En cuanto a la redacción, el objetivo es tener un local para trabajar, “tanto por nuestro bien como por la eficiencia del trabajo”. No obstante, Abou-Kassem añade que el objetivos a corto y medio plazo es “sobrevivir y que la revista sea viable”.

Óscar Abou-Kassem. Fotos: Elena Hidalgo / APM.

¿Admite el mercado más papel?
Abou-Kassem afirma no creer en los agoreros que vaticinan la muerte del papel. Cree que aún hay mercado para las publicaciones impresas. Defiende que desde, el primer momento, pensaron que “Líbero” debía publicarse en papel “por la calidad del producto y, sobre todo, por el diseño. Creemos que esta revista gana mucho” impresa. En un mes, la revista “Líbero” también tendrá su versión para iPad y más adelante, para Android.

La web tiene dos zonas. Una, la portada, donde se irá liberando contenido de la aplicación móvil y de la revista impresa, y la otra, un blog, donde el usuario se puede informar “de la actualidad relacionada con los temas de la línea editorial de la revista”.

Abou-Kassem advierte a Apmadrid.es de que no se trata de una revista de fútbol al uso. Por ejemplo, explica, en el primer número se puede encontrar un reportaje especial sobre la Eurocopa pero “con enfoques diferentes a los que te puedes encontrar en cualquier otro medio como: cuál es el impacto que tiene celebrar una Eurocopa en un país, quién podría ganar el torneo según la tasa de paro o por deuda pública, etc.” En este número 1 también se incluyen entrevistas a Jorge Valdano y a Iñaki Gabilondo y su hermano Ángel. El periodista resalta que “nos interesa más entrevistar a gente que tenga algo que decir y no a personajes de última actualidad”; es decir, explica Abou-Kassem, “no estamos locos por entrevistar al máximo goleador del campeonato, sino a alguien que tenga una historia que contar”.

Óscar Abou-Kassem, de la revista Líbero. Fotos: Elena Hidalgo / APM.

Modelo de financiación
La inversión inicial proviene de los cuatro socios fundadores. La financiación provendrá de las ventas de ejemplares y de la publicidad. En este sentido, Abou-Kassem explica que “en el primer número llevamos muy poca publicidad porque a las marcas les cuesta mucho apostar hasta que no ven la revista publicada”. No obstante, confía en que una vez dado este paso “muestren su interés por estar ahí por la respuesta que está teniendo y la calidad del producto”.

La novedad, según su fundador, es que esta revista “ocupa un lugar que no hay ahora mismo en el mercado”. “Lo que no sé -resalta Abou-Kassem- es si no existe porque a nadie se le ha ocurrido o porque no hay mercado para este tipo de publicaciones”. Señala que revistas similares “funcionan bien en Inglaterra, Alemania y en Francia, pero aquí aún no existen”.

Lo ideal sería que “entre todos creáramos una cultura de revistas así, pero sobre todo crear una cultura de un tipo de productos más reposados y que a la gente le dé gusto leer”, concluye.

(0) Comentarios

Deja una respuesta